Skip to main content

Proyecto de mejoras de la fase 2 de SR 510 Yelm Loop: evaluación ambiental complementaria y reunión pública en línea – Peces, vida silvestre y vegetación

La alternativa de construcción daría lugar a la conversión de la cubierta terrestre con vegetación actual (que proporciona o favorece el hábitat para los peces y la vida silvestre) a nuevas áreas pavimentadas, instalaciones de tratamiento de aguas pluviales o diferentes tipos de cubierta terrestre con vegetación. Aproximadamente 19 acres (7 hectáreas) se convertirían permanentemente en superficies pavimentadas o construidas, y aproximadamente 5 acres (2 hectáreas) se convertirían permanentemente en terrenos con diferentes tipos de vegetación autóctona (áreas reforestadas después de la construcción).

La nueva carretera cruzaría el arroyo Yelm mediante un nuevo puente. El puente atravesaría el arroyo Yelm y no se colocaría ninguna estructura en el canal ni cerca de él. Hay un hábitat acuático de baja calidad en el arroyo Yelm. Aguas arriba del puente previsto, el canal está seco la mayor parte del año. Por lo tanto, la probabilidad de que el puente afecte negativamente la migración del salmón u otros peces es extremadamente baja.

Se sabe que el gofer de bolsillo de Yelm, una especie amenazada según la Endangered Species Act (ESA, Ley de Especies en Peligro de Extinción), está presente en el área de estudio. La alternativa de construcción afectaría a aproximadamente 19 acres (7 hectáreas) de hábitat adecuado para esta especie, con la posibilidad de dañar o perturbar directamente a los animales. De los 19 acres (7 hectáreas), 5 acres (2 hectáreas) se convertirían en carretera u otra superficie impermeable, y 14 acres (5 hectáreas) serían alterados durante la construcción, pero no se convertirían en superficie impermeable. La compactación y remoción del suelo asociadas a la construcción harían que gran parte y, posiblemente, la totalidad de los 19 acres (7 hectáreas) fueran inutilizables para el gofer de bolsillo de Yelm. Sin embargo, a largo plazo, algunas zonas temporalmente alteradas podrían convertirse en hábitats adecuados. 

Para compensar los impactos relacionados con el proyecto sobre el gofer de bolsillo de Yelm, el WSDOT tiene previsto establecer y mantener tres sitios de conservación. Estos sitios se dedicarían a la conservación del gofer de bolsillo de Yelm y de la biodiversidad regional mediante la restauración, la mejora, la protección y la gestión de las zonas naturales de las que depende el gofer. Uno de los sitios sería adyacente a la nueva carretera y no sería alterado durante la construcción. Los otros dos se establecerían en parcelas de propiedad del WSDOT en el centro sur del condado de Thurston. Existe un hábitat adecuado y se ha registrado la presencia del gofer de bolsillo de Yelm en los tres lugares. 

Para el proyecto, se ha tenido en cuenta la minimización de los efectos sobre los peces, la vida silvestre y la vegetación. El proyecto se modificó para reducir la cantidad de desmonte, la alteración del suelo y la nueva superficie impermeable mediante la construcción del sendero de uso compartido en un lado de la carretera en lugar de los dos. Además, durante la construcción, el desmonte se limitaría a la superficie mínima necesaria, las zonas de desmonte se marcarían con vallas de construcción, las zonas de preparación para la construcción se situarían lejos de los humedales o arroyos siempre que fuera posible, y las zonas desmontadas se reforestarían con vegetación autóctona tras la construcción. Se utilizarían las BMP (best management practices, prácticas recomendadas de gestión) para controlar los sedimentos. Se realizarían estudios adicionales en hábitats potencialmente adecuados antes de la construcción y se evitarían o mitigarían los impactos. La mitigación de los impactos sobre el gofer de bolsillo de Yelm se llevaría a cabo en consulta con el U.S. Fish and Wildlife Service (USFWS, Servicio de Pesca y Vida Silvestre de los Estados Unidos) y las jurisdicciones locales. El WSDOT establecería y mantendría tres sitios dedicados a la conservación del gofer de bolsillo y la biodiversidad regional. Los impactos sobre el hábitat del roble blanco de Oregón se mitigarían mediante la plantación de nuevos árboles, tal como se especifica en las ordenanzas locales aplicables.